Psicoanálisis en Ciudad de Córdoba

Impactos: 109

El Síntoma que nos De(s)vela

Psicoanálisis en Ciudad de Córdoba. El Síntoma que nos Des(ve)la. Posicionamiento en Web

Psicoanálisis en Ciudad de Córdoba. El Síntoma que nos De(s)vela. Posicionamiento en Web

Psicoanálisis en Ciudad de Córdoba

“Antes de curar a alguien, pregúntale si está dispuesto a renunciar a las cosas que lo enfermaron”

Hipócrates.

Esta frase de Hipócrates, considerado por muchos el padre de la medicina, nos cuestiona sobre nuestra concepción actual de las enfermedades en general, y de los síntomas psicológicos o emocionales en particular.

Psicoanálisis en Ciudad de Córdoba. Síntoma como Brújula

El cuerpo ha estado presente en las formulaciones psicoanalíticas desde su fundación. Tenemos en el comienzo a Breuer, quien huye espantado por el embarazo psicológico de una tal Ana “O”.  Asimismo, en “Estudios sobre la histeria”, del año 1895, Freud identifica y se sorprende ante un evento singular.  En el caso de una joven, Elizabeth von R, percibe que ante el pellizco que realiza en una zona de dolor en su pierna “…mostraba la paciente una singular expresión, más bien de placer que de dolor, gritaba como quien experimenta un voluptuoso cosquilleo, se ruborizaba intensamente…” (1).

Si bien la observación de los síntomas del cuerpo y su “beneficio secundario”, ha sido de gran valor en la invención del psicoanálisis, Lacan avanzó mucho a lo largo de su obra.

Psicoanálisis en Ciudad de Córdoba. El Síntoma que nos Des(ve)la. Posicionamiento en Web

Psicoanálisis en Ciudad de Córdoba. El Síntoma que nos Des(ve)la. Posicionamiento en Web

Psicoanálisis en Ciudad de Córdoba. ¿Qué es un Síntoma? ¿Qué es un cuerpo?

Nos preguntamos: ¿Qué es un cuerpo?

Yendo al hueso del asunto, Lacan nos dice en el seminario 20: “Un cuerpo es algo que se goza” (2). En esta época el concepto de goce en Lacan, que fue modificándose a lo largo de su enseñanza, es definido como el goce de la “no relación. Esta “no relación” se funda “… en la disyunción del significante y el significado, del goce y del Otro, del hombre y de la mujer…” (3), y lo hace bajo el modo de “no hay relación sexual”. Y no la hay porque, así como los números, el aparato significante es infinito.

En la última etapa de su enseñanza, Lacan nos dice que en el encuentro con lalengua, el significante “muerde” el cuerpo. Hay una pérdida, una falla fundante, un imposible que impide la relación, justamente por la infinitización propia del aparato significante, y su imposibilidad de ser acabado, de representarlo todo. Como se ve, esta es la característica que define este paradigma de la no relación.

Pese a esta imposibilidad, Lacan, en su seminario sobre el Sinthome, hace una particular referencia al vínculo de Joyce y Nora. Nos dice: “es una relación sexual, aunque sostenga que no la hay” (4). Y agrega: “el caso de Joyce responde a un modo de suplir un desanudamiento del nudo” (5). Desde esta perspectiva se revaloriza la función del síntoma. Pese a lo imposible, el síntoma, al menos en alguna de sus formas, cumple una función reguladora, aunque pueda fallar en su tarea.

Psicoanálisis en Ciudad de Córdoba. El Síntoma que nos Des(ve)la. Posicionamiento en Web

Psicoanálisis en Ciudad de Córdoba. El Síntoma que nos Des(ve)la. Posicionamiento en Web

Psicoanálisis en Ciudad de Córdoba. El Síntoma Descartable

En épocas como ésta, definida en gran medida por la eficacia y eficiencia, los síntomas molestan, y la tendencia es querer sacárselos de encima. Con este escrito no se pretende “amigarse” con los síntomas, sino en todo caso, poder reconocer que los mismos cumplen una función en nuestra regulación interna. Se podría decir que los síntomas se estructuran como defensas, aunque éstas no están funcionando adecuadamente, por lo que requieren un tratamiento preciso. Escuchar el síntoma, el padecimiento, lo que no funciona. Interpretar y construir su lógica, para poder llevar la vida de un modo más satisfactorio.

Si bien la industria farmacológica se las ha arreglado para elaborar drogas que atacan, o incluso eliminan algunos síntomas (que incluso en algunas patologías graves se hacen necesarios), las causas de los mismos requieren ser atendidas, para evitar nuevos síntomas, tanto enfermedades del cuerpo, como dificultades sociales, accidentes, etc.

Referencias:

  • Freud, S. (1895). Obras Completas (Lopez Ballesteros). Tomo 1. Estudios sobre la histeria. (Pag. 109)
  • Lacan, J (1972-1973). El Seminario de Jacques Lacan (Paidos). Libro 20: Aun. (Pág. 32)
  • Miller, J. A. (2001). La experiencia de lo real en la cura psicoanalítica (Paidos). (Pág. 257)
  • Lacan, J (1975-1976). El Seminario de Jacques Lacan (Paidos). Libro 23: El sinthome. (Pág. 81)
  • Lacan, J (1975-1976). El Seminario de Jacques Lacan (Paidos). Libro 23: El sinthome. (Pág. 85)

Psicoanálisis en Córdoba Carlos Viale Ferreyra. Lic. en Psicología. Mat 3759

carlostenoch@hotmail.com

Facebook: 

Mensaje de WhatsApp       +543516843597

Posicionamiento en Web

Sitios amigos

nei-tan.com//chikungpalermo

posicionamientoenweb

flaviacatoni//soulgarden//iching.com.ar

posicionamientogoogle//mundofreya

 neitan-online//artediseñomural

emcomunicacion// casaroller

cortina.com.ar// tesisytextos

 tiendafabric // caleidoscopio-coop

 enraizarterapiasholisticas

posicionamientoengoogle//eightfilms

caban.com.ar//taichiencordoba

addurl.nu//escuelamedicinachina

Posicionamiento en Web

 

Marcar el Enlace permanente.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *